Atrs
menú
Inicio / Sala de Prensa /

Experiencia de médico de UCI en Pandemia

Dr. José Luis Valenzuela

Experiencia de médico de UCI en Pandemia

      

Imagen foto_00000002José Luis Valenzuela es jefe técnico de la Unidad de Cuidados Intermedios y residente de la Unidad del Paciente Crítico de Clínica Bupa Antofagasta. El médico de la primera línea  frente a la pandemia del Covid-19, reconoce que nunca se había planteado que alguna vez tendría que enfrentar una emergencia sanitaria como la actual. Sin embargo, valora que estos meses han significado una experiencia enriquecedora en cuanto a nuevos conocimientos.

Valenzuela confiesa que sabía que la situación se iba tornar difícil. “Como trabajador de la salud conozco el sistema público y privado al detalle, por lo que tenía claro que nos íbamos a enfrentar a una dificultad que implicaría que redobláramos los esfuerzos acostumbrados”, explica. 

“Lo más complejo de todo esto, ha sido enfrentarnos a una patología que desconocíamos por completo, que hemos tenido que ir estudiando sobre la marcha en base a lo que ha sucedido en otras latitudes. Hemos tenido que estar en comunicación constante con nuestros pares, con el fin de establecer una red de información que permita actualizar la información y darle una mejor atención a los pacientes”, detalla el profesional. 

Respecto al día a día, el intensivista comenta que se encuentran en una situación de preocupación completa, en la que abundan los pacientes graves y que, por lo tanto, les ha llevado a tener una carga de trabajo considerable. “Hemos visto el colapso del sistema público y privado; familias enteras hospitalizadas”, comenta.

En cuanto al trabajo del equipo de Clínica Bupa Antofagasta, el médico residente cree que han estado a la altura. “Hemos trabajado bien. Obviamente hay días en que estamos más cansados, pero se han resuelto los problemas gracias a que todos hemos dado nuestro mayor esfuerzo”, señala.

En lo personal, Valenzuela reconoce que no ha podido ver a su familia. “Ellos viven en Santiago, hace meses que no los veo y quizás hasta cuándo no vaya a verlos”, comenta. No obstante, reconoce que aunque estuviesen en Antofagasta, preferiría no visitarlos para evitar exponerlos a contagios. 

El deseo del profesional es que el número de contagiados se comience a controlar, disminuyan los casos graves y que como Clínica se pueda sacar adelante la rehabilitación de los pacientes, para que se vayan de la mejor forma posible a sus casas.